A afinar la brújula del país

Copyright @ All rights reserved

Columnas

A afinar la brújula del país

 

Los países alrededor del mundo muestran sus dientes cuando perciben amenazas sobre industria, Colombia debe hacer lo mismo sin que esto signifique un guiño al proteccionismo.

 

Cada cuatro años, el Plan Nacional de Desarrollo pone sobre el tapete los lineamientos estratégicos de las políticas públicas con las que el Gobierno Nacional busca cumplir los objetivos trazados al inicio de su mandato.

 

‘Todos por un nuevo país’ es el título del documento elaborado por el Departamento Nacional de Planeación, que recoge los lineamientos para el segundo periodo del Presidente Juan Manuel Santos y que ya está siendo discutido en el Congreso de la República.

 

Sin lugar a dudas, la importancia del Plan Nacional de Desarrollo es de vital importancia para todos los colombianos ya que determinará su futuro, tanto por los aciertos que incluya como por los temas que omita. Es por esta razón que la actual edición de la Revista A lo incluyó como su tema central con una nómina de lujo que permite ver diferentes ópticas.

 

Simón Gaviria, director del DNP y cabeza más visible del Plan, responde en una entrevista los pormenores del documento; Santiago Montenegro, íntimamente relacionado con el PND en su calidad de Presidente del Consejo Nacional de Planeación, entrega su opinión sobre el Plan; mientras que Daniel Castellanos, subgerente técnico de Cifras & Conceptos y quien se desempeñó como coordinador técnico del Plan, da su visión sobre la metodología con la que se discute esta importante herramienta.

 

La ANDI, por supuesto, también expone su visión sobre el PND, poniendo el énfasis en aquellos puntos en los que sentimos existen falencias que merecen ser tenidas en cuenta para el progreso y desarrollo de Colombia.

 

Por supuesto, nuestras propuestas no se han quedado consignadas exclusivamente en las páginas de esta publicación sino que han sido comunicadas, en los tiempos requeridos, a las autoridades que construyeron el Plan, así como a quienes lo discuten. Sin duda, cada cuatro años la realidad del país cambia.

 

La actual coyuntura, por ejemplo, da luces sobre un camino que debería caminar Colombia con mayor enjundia y que, es más, nunca debió haber abandonado. La descolgada de los precios internacionales de los commodities minero-energéticos, encabezados por el desplome del barril de petróleo, nos recordó a todos que nuestro crecimiento no debe depender exclusivamente de los minerales sino que además son bienes finitos que en algún momento terminarán y nos dejarán al descubierto.

 

De igual manera, la significativa descolgada de las exportaciones colombianas en los dos primeros meses de este año refleja que cada vez la competencia por el comercio mundial se hace más dura.

 

Este par de hechos -por mencionar los más visibles-, explican la necesidad de fortalecer la industria colombiana y de impulsarla como motor de desarrollo. Contar con una política industrial que permita madurar un aparato productivo amplio debe ser uno de los pilares con los que se construya la visión del país de aquí en adelante. No depender de un único sector para generar desarrollo y prosperidad debe ser la brújula que guíe nuestra embarcación ante las tormentas venideras.

 

Este par de hechos -por mencionar los más visibles-, explican la necesidad de fortalecer la industria colombiana y de impulsarla como motor de desarrollo. Contar con una política industrial que permita madurar un aparato productivo amplio debe ser uno de los pilares con los que se construya la visión del país de aquí en adelante. No depender de un único sector para generar desarrollo y prosperidad debe ser la brújula que guíe nuestra embarcación ante las tormentas venideras.

 

En la ANDI también estamos convencidos de que dentro de este feroz escenario de competencia mundial, Colombia debe contar con una política de defensa comercial más decidida y determinada.

 

Los países alrededor del mundo muestran sus dientes cuando perciben amenazas sobre industria, Colombia debe hacer lo mismo sin que esto signifique un guiño al proteccionismo sino, simplemente, a la libre competencia en condiciones de igualdad.

 

Así las cosas, deseamos que las recomendaciones hechas desde esta agremiación al PND sean tenidas en cuenta durante su discusión, ya que beneficiarán al grueso de la población y permitirán navegar por aguas más calmas en los años venideros.

 

Por último y no por eso menos importante, quiero aprovechar estas líneas para expresar mi más profundo sentido pésame por la partida de Don Nicanor Restrepo Santamaría, un hombre virtuoso e integral cuyo legado personal y empresarial es inmenso.

 

A manera de homenaje póstumo invitamos al periodista Pascual Gaviria para que escribiera una semblanza de este empresario antioqueño.

 

 

 

Espero el debate en Twitter. @brucemacmaster

BRUCE MAC MASTER

 

Acerca del blog

 

Este espacio esta creado para compartir textos, documentos, videos, imágenes y audios con el fin de otorgarle a los lectores una mirada diferente sobre los temas de coyuntura del país.

 

Las opiniones consignadas aquí son personales.